Cada vez son más las tendencias de decoración que conviven en los espacios de nuestro hogar y que los hacen lucir increíbles, y una de las que ha tomado más fuerza en los últimos años, es la de revestir espacios con tadelak, el cual les da un aspecto suave y fresco a los rincones que viste.

Por esta razón, aquí te decimos qué es en realidad este revestimiento o estuco y de qué está hecho, pues además de lucir asombroso tiene un gran número de ventajas, al ser impermeable y ayudar a regular la temperatura y la humedad en espacios como baños y cocinas.

¿Qué es el tadelakt?

El tadelak es una técnica de decoración, la cual tiene un origen asiático y es usada especialmente en paredes desde sus orígenes, pues fue creada para proteger los muros de la humedad, e igual forma para hacer vasijas de cerámica.

El tadelakt es en realidad cal teñida con pigmentos naturales y pulido con guijarros para darle un aspecto suave y brillante, aunque en la actualidad está hecha con una mezcla de polvo de cal y mármol y se pule con una llana.

Hoy en día es una técnica usada en todo el mundo para la elaboración de lavabos en baños, o paredes por su gran capacidad impermeable; sin embargo, también se puede usar en habitaciones secas, ya sea en paredes o techos, solo por lo bello que luce en la decoración y el estilo bohemio que aporta a cada rincón.

Sin embargo, debes tomar en cuenta que su aplicación requiere un trabajo dedicado para obtener buenos resultados, por lo que, si bien lo puedes aplicar tú mismo, siempre será mejor si lo puede aplicar un profesional para obtener buenos resultados.

Tadelakt en fachada

Ventajas del tadelakt en casa

  • Es un material estético e higiénico por su acción antibacteriana y fungicida.
  • Un recubrimiento completamente ecológico.
  • Evita la humedad y deja respirar a las paredes.
  • Una amplia gama de tonos que combinan con cualquier espacio.
  • Es fácil de limpiar, pues solo necesita agua y jabón.

Sin embargo, debes tomar en cuenta que su aplicación requiere un trabajo dedicado para obtener buenos resultados y que suele ser un material muy costoso a comparación de otros como el yeso o el cemento, por lo que, si bien lo puedes aplicar tú mismo, siempre será mejor si lo puede aplicar un profesional para obtener buenos resultados.

Ahora bien, si decides colocarlo por ti mismo te damos algunos consejos que seguramente te serán de utilidad para que quede bien:

  • Debes limpiar perfectamente la base sobre la que colocarás el material y asegurarte que está bien preparado el espacio.
  •  Se aconseja dar una primera capa para asegurar una buena adhesión.
  • Alisa con una espátula, deja secar durante la noche y pon una segunda capa, que debe ser un poco más gruesa que la primera.
  • Luego de que seque por una segunda noche límpialo con una paleta de plástico para que quede suave y brillante.
  • Al finalizar debes aplicar al tadelakt una capa de cera para impermeabilizar y solidificar el recubrimiento.