¿Tu casa está hipotecada y quieres venderla? En Flat.mx te explicaremos si es posible vender una casa hipotecada, cuáles son los requisitos y por qué es conveniente hacerlo. 

¿Qué es una casa hipotecada?

Antes de explicar si es posible vender una casa hipotecada, explicaremos primero lo que es tener una casa con hipoteca. 

Por lo general, las personas suelen adquirir una casa a través de un préstamo. Al préstamo que las instituciones financieras brindan para poder adquirir, remodelar o construir una casa se le conoce como crédito hipotecario

Debido a que las cantidades de dinero otorgadas en un crédito hipotecario son elevadas, las instituciones financieras buscan disminuir las posibilidades de perder dinero en caso de que, quien solicita el crédito, no pague. 

vender-una-casa-hipotecada

Las instituciones financieras harán varios filtros para poder otorgar una cantidad del crédito y tomarán en cuenta tus ingresos, tu historial en el buró de crédito, el enganche que des como pago inicial y el valor de la propiedad. 

Sin embargo, una de sus medidas precautorias más importantes de las instituciones financieras consiste en hipotecar la casa. Es decir, en lo que pagas el crédito, el banco es dueño de tu casa.

Tú podrás habitar, amueblar o hacer las modificaciones pertinentes a la casa mientras esta está hipotecada, pero si no pagas, la propiedad pasará a ser del banco. De esta forma, el banco no pierde dinero. 

Cuando la deuda del crédito hipotecario no ha sido liquidada, se dice que la casa está hipotecada. Es decir, es del banco y no tuya. 

¿Puedo vender una casa hipotecada?

Sabemos que la vida puede ser complicada y quizá necesitas vender una casa hipotecada para salir de un apuro económico. Quizá tus planes de vida han cambiado y ahora debes mudarte a otro lugar y tener esa casa ya no es conveniente para ti. O tal vez, ya no te es posible liquidar el crédito. 

En fin, las razones para querer vender una casa hipotecada son variadas, pero la buena noticia es que sí es posible hacerlo. La mala noticia es que al vender una casa con hipoteca, se requiere de una serie de procesos que deben cumplirse antes de poder recibir dinero por tu casa. 

Considera vender una casa hipotecada como el último recurso si no estás dispuesto a realizar una serie de trámites que dependerán directamente de la institución financiera donde hayas adquirido tu crédito hipotecario.

Las personas sí pueden vender una casa hipotecada, pero lo primero que tienen que hacer es solicitar a la institución que les brindó el crédito hipotecario, una carta de saldo. En la carta de saldo la institución bancaria explicará a detalle cuánto se ha pagado del crédito hipotecario y cuánto resta hasta determinada fecha. 

Una vez que conozcas el monto de tu deuda, puede haber dos escenarios que explicaremos brevemente. En el primero, le solicitas a la persona a quien le quieres vender la propiedad, un pago correspondiente al total de la cantidad que aún le debes al banco; y de esa forma liquidar el préstamo.

Una ventaja de optar por este paso para vender una casa hipotecada es que muchas instituciones financieras ofrecen descuentos por el pago anticipado de la hipoteca. Es decir, no solo pagarás tu deuda y saldrás de tu apuro, sino que también podrás recibir un descuento y quizá hasta tengas una ganancia. 

Un paso más complicado es traspasar la deuda que tienes con el banco a otra persona. A este proceso se le conoce como subrogación hipotecaria o traspaso hipotecario. 

¿Qué es el traspaso hipotecario?

Una manera de vender una casa hipotecada es a través de un traspaso hipotecario. Se le conoce como traspaso hipotecario a la sustitución del deudor. En este proceso legal para vender una casa hipotecada, el deudor cede los derechos y obligaciones derivadas de un crédito hipotecario a una persona adicional. 

Es decir, a quien está interesado en la adquisición de la propiedad. Mediante este proceso, el comprador asume la figura de nuevo deudor y se compromete a seguir pagando el crédito hipotecario porque este queda a su nombre. 

Es decir, el comprador te paga lo que ya cubriste de la deuda de la casa. Al mismo tiempo tú te liberas del resto de la deuda porque el nuevo deudor será tu comprador. Eso sí, ya no vas a poder reclamar la propiedad como tuya. 

Consideraciones para el traspaso hipotecario

Vender una casa hipotecada a través de un traspaso hipotecario implica considerar los siguientes puntos importantes:

  • Necesitas la autorización por parte de la institución financiera: Recuerda que en el momento que adquieres un crédito hipotecario, la institución financiera es la dueña de tu propiedad. Por lo tanto, es el banco quien decide si dar o no la autorización del traspaso hipotecario. Si cumples con los requisitos del banco, podrás hacer el traspaso. Si te lo niegan, no podrás vender una casa hipotecada. 
  • Requieres de supervisión notarial: Todo el proceso de traspaso hipotecario debe ser vigilado por un notario público para que constante que estás cediendo los derechos, la propiedad y el crédito hipotecario a quien está comprando tu propiedad. 
  • Precio de venta: No olvides que el traspaso de propiedad no cambia el valor de tu propiedad. 

¿Qué pasa si en lugar de vender una casa hipotecada decido solo abandonarla?

Algunas personas consideran que la deuda de su propiedad es un problema que no pueden cubrir y, por tanto, deciden abandonar la casa. Esto no es una buena opción porque la gran mayoría de los créditos hipotecarios se cobran directo de tu nómina, entonces aunque abandones la propiedad, te seguirán cobrando la deuda. 

Si abandonas tu casa y pretendes borrar tu existencia del mapa, estarás cometiendo un delito, pero además pones en riesgo tu propiedad y tu inversión inicial. Es decir, si abandonas tu casa, el banco tomará posesión de tu propiedad y tu inversión inicial (y lo que llevabas pagado) se perderá completamente porque jamás recuperarás ese dinero. 

Por esa razón, lo más conveniente es realizar el trámite de traspaso hipotecario y vender tu propiedad. Así, podrás recuperar el dinero que ya invertiste. 

Con Flat.mx vende tu casa aunque la estés pagando

Otra de las razones por las que muchas personas quieren vender una casa hipotecada, es porque necesitan comprar una casa más grande o en otra zona del país, porque les surgió una oportunidad de crecimiento; por ello tenemos para ti el servicio de compra antes de vender; que sin importar si ya está liquidada o no, podemos ayudarte a vender tu casa, después de haber encontrado la nueva casa de tus sueños. 

Contáctanos para saber más del tema y no limites tus planes y sueños al tamaño de tu casa actual, sólo porque aún no has terminado de pagarla. 

Sigue el blog de Flat.mx y entérate de este y otros temas relacionados con el sector inmobiliario.